Condenada por disfrazar a su nieto de pobre para pedir limosna

    Es un práctica muy frecuente aunque no la más novedosa: disfrazar a menores para pedir limosna. Pero a veces la ley actúa y sale caro. Como es el caso que nos ocupa

    0
    25
    Comparte en Redes Sociales
    •  
    • 6
    •  
    •  
    •  
    • 1
    •  
    •  
    • 1
    •  
      8
      Shares

    Condenada por disfrazar a su nieto de pobre para pedir limosna

    Es una de las estampas que más se repite en las calles de nuestras ciudades. Una persona mayor, ataviada de menesterosa profesional, con un niño pequeño en brazos y con un letrero escrito en cartón, la mayoría de las veces con numerosas faltas de ortografía. Eso más o menos, se dedicaba la protagonista de nuestra noticia curiosa. Conozcamos más detalles sobre el sucedido.

    En la Feria de Almería

    Una mujer ha sido condenada por disfrazar a su nieto de pobre para pedir limosna por el Juzgado de lo Penal número 5 de Almería, acusada de un delito de mendicidad de menores por disfrazar a su nieto de tres años de pobre para pedir limosna durante la Feria de Almería.

    Condenada por disfrazar a su nieto de pobre para pedir limosna
    Juzgado de Almería donde se juzgaron los hechos

    Aunque los hechos se remontan al año 2016, ha sido ahora cuando el juzgado ha condenado a la mujer a seis meses de prisión, eximidos de la entrada en el centro penitenciario si es que no comete otro delito en los próximos dos años, tal y como informa ‘Prensa Digital’.

    Cuando fue detenida, se la incautaron 257 euros, un vaso de cartón, el pasaporte del menor, y un cartel que rezaba (textualmente): “Niños 3 no tiene trabajo alludarme paracomer por fabor dios te vendiga”.

    Pedir con perros drogados da una media de 400 euros

    Las asociaciones protectoras y las propias policías municipales denuncian que ya existen verdaderas mafias que se dedican a ello. Algunos mendigos suelen moverse por diferentes ciudades con perros robados, a los que en muchos casos drogan para que estén quietos.

    Quizás te interesa  Desire Cruise o el crucero sexual ¿Te atreves?

    “En vez de estar animados y jugando, están decaídos siempre, totalmente drogados”. Esto no sólo ocurre en Madrid, esto ocurre nos tememos en todos los rincones del país.

    Pedir con perros drogados da una media de 400 euros
    Perro drogado para pedir limosna

    Conclusión

    La mendicidad es un negocio, y además, bastante lucrativo. El estado tiene bastantes recursos sociales para que no exista mendicidad. Pero ya ven como las mafias utilizan a los niños, a los perros y a todo lo que se mueva. Triste, muy triste.

    Deja un comentario